Continuando con el tema de la autoestima y el poder del amor propio, en esta ocasión deseamos hablarle sobre la importancia de aceptarse a sí misma, así como algunos consejos de cómo ponerlos en práctica.

Memoriza la palabra de Dios – Mateo 10:31 NVI

Así que no tengan miedo; ustedes valen más que muchos gorriones.

Adora al Señor

Abra su corazón y conéctese con Dios mientras disfruta de esta alabanza.

Medite en el tema de hoy: La valentía de la autoaceptación

El término de la autoaceptación es básicamente conocerse bien a sí misma, reconocer sus debilidades, sus fallas e imperfecciones, y a pesar de todo eso aceptarse, por que sigue siendo valiosa. Es importante poder autoaceptarse ya que esto le ayuda a tener una mejor autoestima, además que es un aliado para que pueda entender que siempre habrá fallas y que eso no está mal. Lo importante es rectificar, avanzar y crecer cualquiera que sea su situación.

Para este devocional miraremos tres puntos importantes que le ayudarán a poder autoaceptarse mejor, es importante que reflexione en cada uno de ellos y que identifique, cuál de estos enunciados debe comenzar a trabajar. 

  • No te compare con otros

Creo que decir que no se compare con otras personas puede ser un poco complicado, más en la actualidad que tenemos a mano las redes sociales y que vemos personas con aparentes vidas perfectas. Es muy común tener expectativas altas por lo que dicta la sociedad, sin embargo, es necesario que recuerde que el Señor mira su corazón; no como se ve en su físico o por la vida que otros tienen, o por la forma en que otras personas son.

Usted ha sido creada con un propósito especial, usted es aceptada y capaz en Cristo. Este tema de la comparación va ligado con donde está puesta nuestra confianza, que debe ser en Cristo Jesús, no en los hombres ni en las cosas de este mundo.

  • No te juzgues

No sea tan dura con usted misma, es posible que haya fallado en algo y está bien reconocerlo, pero recuérdese siempre que la vida no será perfecta, usted no será perfecta. Dese la oportunidad de tomar riesgos, aunque las cosas no salgan como usted lo desea, verá que tampoco será el fin del mundo por equivocarse; por el negocio que no funcionó, por el postre que se comió, por no tener el cuerpo o la casa de ensueño, por no terminar a tiempo un proyecto de vida.

Le repito una vez más, Dios tiene un plan especial para usted y en su tiempo perfecto se cumplirá. No importa lo que pase ese propósito en su vida se verá cumplido, usted haga su parte y nuestro Padre se encargará del resto. Como dice Mateo 6:33 “Más bien, busquen primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas les serán añadidas”.

  • Acepta tus emociones

Es tan necesario aceptar que no todo el tiempo estaremos bien, sobre todo nosotras las mujeres, que tenemos tantos cambios en nuestro ciclo hormonal. No pasa nada si un día está triste, si está enérgica o si está irritable. La vida sería muy aburrida si no existieran las emociones; pero utilícelas usted a ellas, no permita tampoco que las emociones controlen por completo su vida.

El mejor consejo es entender, aceptar y continuar. ¿Qué está haciendo con esas emociones? Esa es la pregunta, porque no puede dejar que solamente fluyan, también debe saber controlarlas, sin que perjudiquen a otros o a usted misma.

Reflexionemos:
  • ¿Qué hago cuando veo que otras personas están en mejores posiciones que yo?
  • ¿Soy demasiado dura conmigo misma que tiendo a juzgarme constantemente?
  • ¿He aprendido a controlar mis emociones y aceptarlas?
Oremos juntas

Padre amado, gracias por hacerme un ser único, especial y con un perfecto propósito para tu gloria. Quiero entender cuáles son mis fallas, enséñame a aceptarlas para poder avanzar en tus caminos; sana mi mente, mis pensamientos y mi corazón. Ayúdame a aceptarme con mis virtudes e imperfecciones, para poder amar a otros como tu lo mandas en la Biblia.

Conéctate con Nosotros
Recientes
Comparte este devocional
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn